IoT: Transformando la industria automotriz

Industria automotriz mexicana cada vez más fuerte… y más verde. La energía es un recurso que se puede gestionar y, para hacer un uso eficiente.
Industria automotriz mexicana cada vez más fuerte… y más verde. La energía es un recurso que se puede gestionar y, para hacer un uso eficiente.

El Internet de las Cosas (IoT) se ha convertido en un fenómeno digital necesario para las industrias alrededor del mundo y en la industria automotriz no es la excepción.

IoT permite que dispositivos electrónicos, actuadores y sensores compartan información entre sí. Y también con otros automóviles conectados a Internet. Las capacidades modernas de Wi-Fi, métricas de rendimiento del motor y sistemas de control climático son solo la superficie de lo que IoT puede ofrecer a los vehículos.

En este artículo te decimos cuatro formas en que la implementación de las soluciones IoT están actualmente formando el futuro de los automóviles.

1. Automóviles interconectados por IoT
Los coches que están conectados a través de una red IoT pueden facilitar transferencias rápidas de datos de información vital. Lo que ayuda a la seguridad vial a través de una comunicación mejorada. Al conectarse con redes de datos de accidentes, semáforos y pronósticos del tiempo, podrán informar a los conductores sobre qué esperar. Todo esto podría mejorar el flujo de vehículos, aumentar la seguridad y permitir a los conductores
tomar decisiones bien informadas sobre sus rutas.
2. IoT y Mantenimiento predictivo
Cuando los automóviles se fabrican con capacidades de IoT, los sensores integrados recopilan datos de rendimiento de piezas específicas y esa información la transfieren a la nube.
Allí, el análisis predictivo procesa estos datos, evalúa el estado de los componentes individuales y evalúa los riesgos de mal funcionamiento. Luego, notifica al conductor sobre cualquier problema y se le informa sobre posibles servicios y reparaciones.
3. Vehículos autónomos
Los vehículos autónomos, aquellos que ayudan a los conductores a conducir e incluso estacionar, continúan creciendo en popularidad. De acuerdo con Statista, el mercado de vehículos autónomos crecerá casi un 60% para 2023. Esto ayudado por la integración de soluciones de IoT en los nuevos modelos, lo que podrá reducir los errores humanos y conducirá a condiciones viales más seguras.
4. Gestión de flotas
Recientemente, el sector del transporte por camión ha estado experimentando cambios e interrupciones radicales debido a desafíos como la escasez de mano de obra.
Las innovaciones en la tecnología IoT han impulsado una revolución en la gestión de flotas. Los operadores ahora pueden recopilar grandes volúmenes de datos.
Sobre todo, desde las rutas y las condiciones del tráfico hasta el consumo de combustible y las métricas de rendimiento. Luego, estos datos se utilizan para rastrear vehículos en tiempo real, proporcionar diagnósticos remotos y mejorar la eficiencia operativa y la seguridad del conductor.